El sector servicios español se expande a un ritmo fuerte en marzo, según datos del PMI

La actividad comercial del sector servicios español registró el ritmo más fuerte de crecimiento en más de un año en marzo.

Las fuertes condiciones de la demanda interna ayudaron a impulsar al alza los nuevos pedidos, mientras que otro aumento notable del empleo ayudó a reforzar la capacidad y permitió a las empresas poner al día los pedidos pendientes. La confianza comercial se fortaleció hasta su nivel más alto en nueve meses.

Mientras tanto, con respecto a los precios, el aumento de los costes laborales hizo que los precios medios de los insumos siguieran subiendo a una tasa importante. Las empresas optaron
por intentar proteger los márgenes de beneficios aumentando sus tarifas.

El Índice de Actividad Comercial aumentó del nivel 54.5 registrado febrero hasta 56.8. La última lectura del índice fue la mejor registrada por el estudio desde febrero de 2018 e indicó que el período actual de crecimiento de la actividad se ha extendido a casi cinco años y medio (un nivel por encima de 50.0 representa un aumento de actividad, y por debajo de 50.0 refleja una caída).

La fortaleza de la demanda interna apoyó el último aumento de la actividad. Los últimos datos mostraron que los nuevos pedidos recibidos por las empresas de servicios aumentaron al ritmo más fuerte desde mayo de 2018. Dicho incremento fue posible a pesar de observarse una reducción neta de los nuevos pedidos procedentes del extranjero, generada por la persistente incertidumbre económica y política (algunos encuestados mencionaron el Brexit). Las empresas del sector servicios atribuyeron el aumento neto de los nuevos pedidos a las estrategias comerciales y de marketing exitosas, al lanzamiento de nuevos servicios y a una demanda más fuerte.

Alentadas por un repunte de los nuevos pedidos y de la actividad en marzo, las empresas del sector servicios español expresaron su confianza con respecto a las expectativas futuras al tiempo
que aumentaron sus plantillas. La confianza comercial aumentó hasta su mejor nivel desde junio de 2018 y las firmas esperan beneficiarse de un entorno de mayor demanda, de los aumentos planificados de la actividad comercial y de las expectativas de lanzamiento de nuevos servicios. Las proyecciones positivas para el crecimiento se trasladaron posteriormente en decisiones de contratación y las empresas contrataron más personal a una tasa sólida. Se ha registrado una creación neta de empleo durante los
últimos cuatro años y medio.

El consecuente aumento de la capacidad significó que las empresas pudieron poner al día sus cargas de trabajo, hecho subrayado por una caída de los niveles de pedidos pendientes por primera vez en once meses.
La contratación de más personal, además de informes de precios más altos de los proveedores, se sumó a las cargas de los costes de las firmas durante marzo. Se informó que los precios medios pagados aumentaron notablemente desde el mes anterior, aunque se observó que la tasa de inflación disminuyó hasta su nivel más bajo en un año y medio.
Como respuesta a estos costes más altos, las empresas de servicios aumentaron sus tarifas a un ritmo sólido, aunque la inflación se restringió en parte debido a las actuales presiones competitivas.

ÍNDICE PMI COMPUESTO PARA ESPAÑA

El Índice Compuesto de Actividad Total indicó una nueva expansión de la economía del sector privado español en marzo. De hecho, al aumentar hasta el nivel 55.4, su máxima de diez meses, frente a 53.5 registrado en febrero, el índice señaló un ritmo de crecimiento marcado y acelerado.
Analizando por sectores, el sector servicios fue el principal motor de crecimiento, al registrar su mejor resultado en poco más de un año. En contraste, el crecimiento de la producción manufactura fue modesto, y se situó entre los más débiles de los últimos cinco años.
La demanda interna fue un factor clave del último aumento de la actividad en general. Aunque las exportaciones se incrementaron ligeramente después de registrar una contracción en febrero, el alza de los nuevos pedidos procedentes del exterior se debilitó notablemente con respecto a los nuevos pedidos en total recibidos en marzo.
La creación de empleo también estuvo encabezada predominantemente por la economía del sector servicios, ya que las empresas de este sector se vieron impulsadas por el reciente aumento de los nuevos pedidos y de la actividad. El tamaño de la fuerza laboral en el sector manufacturero también aumentó, pero solo levemente.
A juzgar por los últimos datos de la encuesta, las presiones de los costes se mantuvieron débiles en el sector manufacturero, en contraste con la economía del sector servicios, donde las intensas presiones salariales se tradujeron en otro fuerte incremento neto de los gastos operativos.
Por último, la confianza comercial del sector privado aumentó hasta su máxima de nueve meses en marzo.

Fuente IHS Markit

Modificado por última vez en 03/04/2019

Comparta este artículo

Etiquetado como

Sobre Aerce

AERCE es la Asociación de Profesionales de Compras, Contratación y Aprovisionamientos en España. Es una asociación de tipo profesional que tiene por finalidad estatutaria transmitir, publicar e impartir conocimientos, experiencias e informaciones y realizar investigación sobre todas las cuestiones de Compras, Contratación y Aprovisionamientos.

Últimos Artículos

Síguenos

LinkedInTwitterFacebook